joomla visitor
Auditoría
MEDICINA PARA TODOS Fúmate esto, imeca
Buscar Autor o Artículo

PULSE LA TECLA ENTER
Voces Diario
Banner
Noticias
389 Suplemento
Banner
Voces del Periodista EnVivo
Banner
Radioteca
Posada del Periodista
Banner
Club de Periodistas
393
Banner
392
Banner
391
Banner
389
Banner
388
Banner

Ver Otros Artículos de Este Autor

Edición 387

 38718

MEDICINA PARA TODOS

Fúmate esto, imeca

Dr. Hernán Edrían Chavarría Aguilar

Cuando niño —hace casi medio siglo—, ya escuchaba hablar de la contaminación atmosférica, entonces lo más tóxico conocido era el monóxido de carbono y —según mi padre—, lo malo era que las emisiones se fueran arriba —a la atmósfera—, esto último me causaba confusión, porque también oía a mi padre quejarse del denso humo de los escapes en los camiones y guajoloyets diésel, apuntados al piso o hacia atrás a nivel del suelo, que nos bañaban de humo al estar detrás o ser rebasados…, en esos momentos él también decía que se deberían poner escapes tipo chimenea hacia arriba, ¿pues no que no? Inocente de mí.

La contaminación atmosférica es la presencia en el aire de materias o formas de energía que implican riesgo, daño o molestia grave para la integridad/salud de las personas y bienes de cualquier naturaleza, ​ así como que puedan atacar a distintos materiales, reducir la visibilidad o producir olores desagradables. Esto, sin tocar los temas del tabaquismo ni del calentamiento global.

SUSTANCIAS.Desde la Revolución Industrial en la segunda mitad del siglo XVIII, los procesos de producción en las fábricas, el desarrollo del transporte, el uso de los combustibles y otras actividades económicas humanas, han incrementado y multiplicado la concentración de muchos gases y sustancias en la atmósfera, que son muy perjudiciales para la salud o el ambiente, en general, por mencionar algunos: Plomo, mercurio, cloro, flúor, carbón, monóxido y dióxido de carbono, monóxido de nitrógeno, óxido y dióxido de azufre, metano, ozono y un largo etcétera. Hoy día es triste pensar que, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, el simple acto de respirar mata a siete millones de personas al año y perjudica a muchas más, aunque se sabe que el nivel de riesgo depende de varios factores: La cantidad, tipo y toxicidad de los contaminantes en el aire, el tamaño de dichas partículas, la cantidad de aire que respiramos en un momento dado, la resistencia y el estado de salud individual.

NÚMEROS.No hay duda acerca del enlace causa-efecto entre la contaminación y los daños a la salud, mismo que ha sido extensivamente demostrado por años de estudios. El aumento en la contaminación del aire se ha ligado a falla de la función pulmonar y aumento en los ataques cardíacos.

Niveles altos de contaminación atmosférica según el Índice de Calidad del Aire de la Agencia de Protección Ambiental de E.U.A. (EPA, por sus siglas en inglés) perjudican directo a personas que padecen asma, EPOC y otros tipos de enfermedad pulmonar o cardíaca. Debido al fuerte movimiento social y de algunos gobiernos para controlar la contaminación del aire, su calidad general ha mejorado en los últimos 20 años, pero las zonas urbanas son aún motivo de preocupación.

Los ancianos y los niños son especialmente vulnerables a los efectos de la polución del aire. Un estudio​ publicado en la revista Environment International, da una cifra de 6,085 muertes prematuras y prevenibles durante el período 2000-2009 en España (un país de aire no excesivamente contaminado y con 47 millones de habitantes en 2010). Del mismo modo en los países europeos 518,700 personas fallecieron prematuramente en 2015 por la contaminación atmosférica. En México según Greenpeace, al día de hoy mueren 1,680 niños al año, por la mala calidad del aire.

ANTOJITOS.Hay maneras indirectas en que las personas están expuestas a los contaminantes del aire: Los cultivos no están exentos de la contaminación tóxica que el viento deposita donde crecen, el agua potable se contamina del mismo modo; el contacto con suelo, polvo o agua contaminados de los alimentos callejeros que muchísima gente consume sin reparo, en puestos ambulantes y variopintos puntos de tacos, tortas, tamales, atole, chicharrones, frutas, aguas, etc. Los síntomas más comunes que se presentan en la salud humana a causa de la contaminación atmosférica son mareos fuertes e intensos dolores de cabeza. Y claro, si el aire contaminado se inhala en gran cantidad puede ocasionar la muerte.

PREVENCION.Las industrias y los vehículos tienen varias opciones tecnológicas para disminuir la contaminación, entre ellos: Precipitadores electrostáticos, filtros de aire, carbón activado, intercambiadores de calor, convertidores catalíticos, recirculación y/o desulfuración de gases de escape, otros scrubbers, columnas incineradoras, etc.; pero para las personas y los hogares lo que se puede hacer es limitado.

El contar con algún sistema de filtro general sería deseable para eliminar en alguna medida los contaminantes, un buen aire acondicionado en modo de ventilador puede ayudar mucho, aunque parezca exagerado, en casos de alta concentración de contaminantes, es importante NO salir de casa, no salir a hacer ejercicio y en caso de los niños, no acudir a la escuela; si no se tiene más remedio que salir —a trabajar o por otra causa de fuerza mayor—, tener algún filtro portátil, si, como suena, una máscara de gas con filtro de carbón activado u otro sistema similar, por desgracia y aunque los japoneses lo pusieron de moda, los cubre bocas no sirven para ese efecto.

Lo ideal de plano, es que se tienda hacia las energías y transportes verdes, porque todo lo demás, es tapar el sol con un dedo. Así que, cuidado… ¡No hay que dejarse atrapar por los Imecas!!!



More articles by this author

CIENCIA Y TECNOLOGÍA Vuela, vuela…CIENCIA Y TECNOLOGÍA Vuela, vuela…
  CIENCIA Y TECNOLOGÍA Vuela, vuela… Dr. Hernán Edrian Chavarría Aguilar Cuando por fin...
CIENCIA Y TECNOLOGÍA Star-estiércolCIENCIA Y TECNOLOGÍA Star-estiércol
  CIENCIA Y TECNOLOGÍA Entre las cosas que no se ven en...
¿Quién está en línea?
Tenemos 318 invitados conectado(s)
Tenemos visitas de:

224
Banner
273 Suplemento
Banner
387
Banner
386
Banner
385
Banner
384
Banner
383
Banner
382
Banner
381
Banner
380
Banner
379
Banner
378
Banner