Ver Otros Artículos de Este Autor

Edición 407

 40719

De adicto a ADICTO

Existen más de mil centros de rehabilitación en la República Mexicana, bajo el mismo esquema de internamiento a puertas cerradas y en un proceso de tres meses están cortados con la misma tijera, el formato interno, es similar de un anexo a otro, la terapia agresiva, de adicto a adicto, “las ayudas” por favor léase entre comillas, qué son los castigos para los internos, maltratados por diversos motivos, las bienvenidas.

DESINTOXICACIÓN:

¿Por qué recae, el recaído? Porque nunca se ha levantado.

Ernesto Salayandía García

Las frases como la muy conocida de hecho humildad y también es muy similar de un anexo a otro, el índice de recaídos confirmado, es que de cada 10 internos, 9 recaen y muchos de los inquilinos de estos centros de rehabilitación, tarde que temprano se hunden en depresión, en consumos excesivos de drogas más fuertes, y tarde que temprano, repiten los viejos moldes, en ese concepto las técnicas terapéuticas, obsoletas, no quedan fuera, de igual manera, el reporte que hay respecto al índice de recuperación, es completamente bajo, quiere decir que algo está mal.

LOS ADICTOS no han respondido en años a este esquema tradicional, que no es por ahí el camino de la rehabilitación y queda de manifiesto, qué es un rotundo fracaso, salvo sus muy honrosas y contadas excepciones, otro caso, la norma oficial de la SSA la NOM 28, qué es el decreto del sector gubernamental, para que este tipo de centros brinden un servicio profesional, digno y oportuno, por supuesto que brilla por su ausencia, tan solo en la calidad de las instalaciones y la comida.

¿POR QUÉ NO DAN RESULTADOS, LA MAYORÍA DE LOS ANEXOS?

EL ADICTO, ingresa a la fuerza y es sometido, en la mayoría de los casos a una terapia agresiva y obligada, llega en condiciones físicas no muy favorables desgastado, desganado y devastado, por el exceso y consumo de sustancias tóxicas, desveladas, mal comidas, que lo tiene anémico desnutrido muy delgado con un nivel altísimo de ansiedad y neurosis a flor de piel, sumamente alto, en los tres meses que dura el proceso de internamiento, su condición física y mental no cambia, por el contrario, son pocos los beneficios que se adquieren, las condiciones higiénicas y físicas de lugar, deprimen a cualquiera, el trato humillante, por demás denigrante, lo que provoca el adicto, resentimientos, miedos y que entre en depresión, no habrá terapia que pueda convencer al interno de un cambio. En los dormitorios se estila que duerman hasta cien internos en un cuarto muy reducido, sin ventilación, ni calefacción, con colchones o colchonetas muy sucias, así como cojines y fundas, que no se han lavado en años, claro , el olor que destilan estas habitaciones en la mayoría de los centros de rehabilitación, es completamente desagradable y definitivamente las condiciones del lugar no ayudan en nada a la rehabilitación de un adicto, lamentablemente la familia se hunde cada vez más y más, durante los 7, 10 o 15 procesos qué tiene que llevar su adicto para poder lograr la recuperación, no existe un programa nutricional, la mayoría de sus centros recurren a los donativos de las centrales de abastos, que en sus en su mayoría son productos echados a perder, desperdicios o a punto de serlo y son los que se componen de donativos, por esa razón la comida es deficiente, nada nutritiva ni nada rica, el director del anexo, no gasta, ni le invierte a una buena alimentación, por esas razón, el interno se harta de comer lo mismo todos los días, escuchando el argumento de qué es un programa de valorización y que el adicto en su vida ha valorado un plato de comida. Que no se confunda, se trata de enfermos, anémicos y desnutridos, no por ello se les va a dar un trato de perros, o peor.

Sobrada la información, que esté, es problema de salud pública y salud mental, se trata de una enfermedad, incurable, progresiva mortal, es una enfermedad, físico, emocional, mental, espiritual y ligada a la personalidad, es una enfermedad, burlona, contagiosa y genética, y que no va a desaparecer de la noche a la mañana, ni por arte de magia, es genética y contagiosa, no hay salida, somos una sociedad de enfermos adictos y emocionales, menos en esas condiciones qué ofrecen una gran mayoría de centros de rehabilitación llamados anexos. En recuperación, estamos en pañales, peor, en prevención.

UNA TERAPIA OBSOLETA Y FUERA DE TIEMPO

HAY QUE REFLEXIONAR SOBRE la condición del adicto quién en la actividad sufre y hace sufrir a la familia, vive en días de agonía, triste, apagado, solo y por ignorancia, muchas veces, por soberbia, no busca ayuda y al correr del tiempo lo que el adicto hace, es tocar y tocar fondos, el llegar a un anexo de esta categoría es un reverendo fondo y creo que ha llegado la hora de que esta situación cambie, debemos de profesionalizar la rehabilitación, empezando por una norma oficial, en la construcción de las instalaciones, que deben de ser dignas y apropiadas para el fin que se está buscando, por otra parte, la terapia de choque, tiene que desaparecer, y aplicar el conocimiento, con talleres, técnicas, pláticas y conferencias, que resultan ser agradables, por demás atractivas, como el cine debate, y así facilitar el aprendizaje, por esa razón, debe de cambiar la mentalidad de los dueños de los centros de rehabilitación y deben de estar regidos por una sola tónica, basada en el respeto al enfermo y el respeto a sus derechos humanos y a sus derechos constitucionales.

El gobierno tiene que exigir, capacitación y preparación probada para, toda aquella persona que desee operar un centro de rehabilitación, estos centros, tienen que estar supervisados por servidores públicos honestos y capaces que eviten cualquier tipo de violación a la integridad de los internos, se debe de exigir un plan nutricional, el adicto tiene necesidad de recibir una alimentación adecuada saludable y digna, así como también, recibir una terapia digna, profesional no improvisada con pasantes en psicología, o adictos en recuperación, sino que se debe aplicar la terapia de manera profesional usando para ello los recursos y la tecnología del momento. Son vidas las que están en juego.

NO ES NADA FÁCIL RECUPERARSE DE LAS ADICCIONES

HAY UN NEGRO HISTORIAL detrás de los anexos, hay un pésimo concepto, ganado, por abusos de todo tipo, violaciones, incluso hasta de asesinatos, existe una lamentable trayectoria y a pesar de las denuncias, de los hechos lamentables, los gobiernos se hacen de la vista gorda, estos anexos, siguen operando y no es justo que un adicto sentenciado a una muerte lenta y drástica, como es una adicción, sufra y se le robe su tiempo de un proceso a otro y al final cuando el adicto supera los 30 años edad, y cumplió más de 20 anexos de tres meses cada uno, te das cuenta de que no valió la pena, porque el adicto está muy dañado y la familia más enferma que el adicto, la desintoxicación tiene que ser supervisada por alguien profesional, que le permita al adicto erradicar las grasas que deja la nicotina, la cerveza, la marihuana, la cocaína y todas las sustancias tóxicas, que se quedan en el cuerpo y que el cuerpo tarda, hasta 25 años en desecharlas, es en estos procesos donde los adictos deben de ser sometidos a un programa de desintoxicación, mediante líquidos y remedios naturistas, así como de una alimentación adecuada, hoy se y lo confirmo, que si es posible recuperar la vida y la libertad sin necesidad de un anexo, si es posible entrar en sobriedad, sin las necesidad de un internamiento, lo que se requiere, es la voluntad de cambio y la mejor disposición para darle un giro de 360° a tu vida, pero en forma definitiva el gobierno Federal y los gobiernos de los estados deben de considerar que esté rotundo fracaso, se lleva entre los pies infinidad de seres humanos, suma que por errores no tiene la vida y la oportunidad de salir adelante.

En lo personal he podido comprobar el éxito qué se obtiene, cuando una persona se somete a desintoxicar su cuerpo, recomiendo desde el consumo de dos vasos de licuado con jugo naranja o de toronja, medio manojo de cilantro y tres dientes de ajo, miel, sugiero, al día consumir dos litros de infusión de canela, como si fuera agua de uso, un litro de té negro o té verde, también, de Jamaica como si fuera de uso, también, sugiero el consumo de un tomate rojo, al día, de un aguacate y fruta, mucha fruta cada hora en la hora, para activar las glándulas, gustativas, todo ello para desintoxicar y bajar los niveles de ansiedad, quiero decirte, que gracias a estas recomendaciones, muchas personas se mantienen limpias y libres de sustancias tóxicas, recuperaron su libertad y entraron a un proceso de sobriedad, hay infinidad de recetas, sugerencias, remedios caseros y naturistas que generan resultados inmediatos, por desgracia, la sobriedad, no es para todos, quedando muy en claro, que el que quiera azul celeste, que le cueste. NO DEBES CONUMIR NADA DE SUSTANCIAS, NI NOCOTINA.

EL PODER DE LA MENTE ES MUY FUERTE

ES LA MENTE la que traiciona los buenos deseos y las buenas intenciones de cualquier adicto, son los pensamientos tóxicos, los que provocan la alteración de las emociones y de ahí hay que considerar que debe de ser más fuerte el pensamiento y no la emoción, pero sucede, todo lo contrario el adicto no es capaz de controlar la ira reprimida, ni la sensación de revancha, odio, no puede mantener la calma ante un resentimiento, ni es prudente cuando se siente agredido o sus egos han sido lesionados mentalmente, él quiere venganza y el explota cómo mecha corta, de una manera violenta y agresiva, la mente tóxica merece, un tratamiento aparte, requiere de desintoxicar esos pensamientos negativos y comenzar a tener un cambio de actitud, he visto como la obsesión, no permite que una persona sea capaz de ofrecer disculpas, no da la oportunidad de que alguien que cometió un error pueda pedir ratificar el rumbo, no perdona, por el contrario es el pensamiento soberbio y alterado el que nos domina y nos hace tomar decisiones al vapor, olvidándonos de que, el que rápido decide, rápido se equivoca y en recuperación, es muy importante recurrir a las vitaminas naturales para el cerebro, acompañadas de técnicas profesionales de respiración y para oxigenar, así como el suministro de sangre fresca, es importante cuidar el cerebro y evitar los pensamientos tóxicos, pero el cambio tiene que ser radical, desde la manera de hablar, dejar de usar groserías, dejar de meterme en lo que no me importa y asumir una responsabilidad en mi comunicación, sé que mi pensamiento puede cambiar siempre y cuando así lo decrete y así lo desee con todas las fuerzas de mi corazón, cambiar por mi propio bien y dejar a un lado todo lo tóxico en mi mente y en mi ser.

Perdonarme y perdonar.

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla 614 256 85 20



More articles by this author

De adicto a ADICTO /GENÉTICA ALCOHÓLICA A FLOR DE PIELDe adicto a ADICTO /GENÉTICA ALCOHÓLICA A FLOR DE PIEL
                                       De adicto a ADICTO GENÉTICA ALCOHÓLICA A FLOR DE PIEL Ernesto Salayandía...