Ver Otros Artículos de Este Autor

Edición 418

 4184

 

Democracia

 y partidocracia

Por José Manuel Irenn Téllez

En México históricamente se han organizado en algunos Estados de la República, Partidos Políticos con el fin de la toma del poder político, sin ningún fin social. Ello se ha practicado desde la época de Álvaro Obregón a la fecha.

 ACTUALMENTE todos quieren ser candidatos, no para defender a la nación y menos para resolver las necesidades económicas y sociales de la sociedad. Además, la mayoría de los legisladores desconocen la Constitución General de México, así como los códigos y leyes reglamentarias. Así que, su único interés es el poder y tener un sueldo de más de 100 mil pesos mensuales, un bono por buena conducta, un aguinaldo de 500 mil pesos y un seguro para su salud. Agregamos la cuota que les dan para atender las necesidades de la comunidad de su Distrito, pero ni tan siquiera visitan las colonias.

 Los presidentes municipales y sus Cabildos tienen sueldos parecidos a los legisladores. De ahí, que son tan codiciadas las candidaturas, sin importar el peligro que causa el crimen organizado o sus adversarios.

 En estas elecciones, los asesinatos, amenazas, secuestros etc. aumentó al 70 por ciento en relación a las elecciones del 2018. Empero eso no importa. El periódico “El Heraldo” publica el gran negociazo de los Partidos.

 Asevera que en dos décadas 25 Institutos Políticos, han competido en elecciones y luego desaparecen. Y costaron al erario 72 mil millones de pesos. Por ejemplo, el Partido Encuentro Social y Nueva Alianza cambiaron de nombre y compitieron en las elecciones del 2021. De acuerdo con las cifras del INE los Partidos que han desaparecido han costado a los impuestos de los ciudadanos, siete mil 287 millones 929 mil 131 pesos.

 En las elecciones pasadas del 6 de junio 2021; tan solo los partidos Fuerza por México, Redes Sociales, Progresistas y Partido Encuentro Solidario, costaron al presupuesto 485 millones 921 mil 124 pesos y perdieron su registro en la CDMX, por no alcanzar el 3 por ciento de la votación emitida en esta capital de México.

 Y, por otro lado, los Partidos políticos que más votación tuvieron fue MORENA, el PAN, el PVEM y la Coalición (PRI, PAN, PRD). Aunque de los 93 millones de votantes solo el 47 por ciento fue a las urnas a votar. Agregando que hubo un saldo de asesinatos superiores a los de las elecciones pasadas. Vale la pena mencionar los Estados que padecieron de la violencia política, que pretendió causar caos y apostarle a la abstención electoral. Sobre todo, en aquellos Estados donde hubo elección para Gobernadores.

  De esa manera, contamos a Chihuahua con el asesinato de Yuriel Armando González Lara, del PRI, Guanajuato con el asesinato de Alma Rosa Barragán en Moroleón, candidata de Movimiento Ciudadano; Sonora con Abel Murrieta en Cajeme de Movimiento Ciudadano; Tamaulipas, con Francisco Gerardo Rocha Chávez, asesinado en Ciudad Victoria del PVEM; así como en Guerrero con Antonio Hernández González asesinado en Chilapa del PRD, en Jalisco con Alfredo Sevilla Alcalde de Jalisco y buscaba su reelección, secuestrado y asesinado lo encontraron su cuerpo en una Barranca de Autlán de Navarro. En Chiapas asesinaron a Pedro Gutiérrez en el municipio de Chilón. En Oaxaca se registra el asesinato de Ivonne Gallegos en Ocotlán de Morelos, en Quintana Roo asesinaron a Ignacio Sánchez Cordero candidato al Ayuntamiento de Puerto Morelos. Y en Veracruz fue asesinada en su casa Carla Enríquez Merlín candidata a la Presidencia municipal de Cosoleacaque representaba a MORENA. Y en la Perla Veracruz, fue asesinado Melquiades Vázquez Lucas, candidato del PRI.

 Durante todo este proceso electoral 2021 de precampañas y ya como candidatos oficiales fueron asesinados 79 candidatos y precandidatos. Y haciendo las cuentas el 49 por ciento de asesinados pertenece al PRI-PAN PRD y 17 por ciento a MORENA; sin contar a los candidatos caídos de PVEM y MC. En síntesis, hubo 475 agresiones que fueron, amenazas, homicidios y secuestros. Y aquí surge la pregunta, ¿en dónde están los delincuentes homicidas? Ello significa que las fiscalías no funcionan o forman parte de la ignominia y la infamia. Mientras la sociedad y simpatizantes siguieron los resultados de las campañas y luego las fiestas de júbilo de los triunfadores. Esto explica que la partidocracia triunfó donde el interés primordial es el triunfo de sus candidatos sin importarles, los muertos que luchaban por la misma empresa política, donde cuenta el que va a representar, porque los caídos en la contienda, no significa nada para la partidocracia que invierte poco y gana millones de pesos de los ciudadanos que pagan impuestos.

 La democracia en México es un sueño para los millones de pobres y clases medias, que aspiran a lograr una democracia y tener mejor modus vivendi. Y con su voto disperso piensa que es mejor que un partido único, como el que ha tenido México 80 años.

 Ahora MORENA tendrá que comprar con alto precio los votos del PVEM, que siempre lo hizo con el PRI, hasta que llegó MORENA a la Presidencia. Es un Partido pragmático que sabe venderse y que siempre está con el más fuerte, tal como lo recomienda Nicolás Maquiavelo en su célebre obra “El Príncipe”, que debe ser libro de cabecera para estos políticos que no quieren la Democracia, sino seguir ganando millones de pesos en un cargo político, aunque sean ignorantes de las leyes de México.

 



More articles by this author

FOBAPROA-IPAB y el rescate bancarioFOBAPROA-IPAB y el rescate bancario
  FOBAPROA-IPAB y el rescate bancario José Manuel Irenn Téllez* Cuando la deuda privada...
El accidente en la Línea 12 del MetroEl accidente en la Línea 12 del Metro
      El accidente   en la Línea 12 del Metro   José Manuel Irenn...