joomla visitor
AuditorŪa
De Adicto a ADICTO Somos muchos los necesitados, pocos los elegidos
Buscar Autor o Artículo
ÔĽŅ
PULSE LA TECLA ENTER
Voces Diario
Banner
Noticias
389 Suplemento
Banner
Voces del Periodista EnVivo
Banner
Radioteca
Posada del Periodista
Banner
Club de Periodistas
403
Banner
402
Banner
401
Banner

Ver Otros Artículos de Este Autor

Edición 403

 40316

De Adicto a ADICTO

Somos muchos los necesitados, pocos los elegidos

                                            Ernesto Salayand√≠a Garc√≠a                                               

Las caracter√≠sticas de la enfermedad

YO NO QUER√ćA ENTENDER, NO SAB√ćA, que mi enfermedad es f√≠sica, que el mal est√° dentro de mi cuerpo, desconoc√≠a, que es, progresiva, incurable y mortal, que mi enfermedad es burlona, contagiosa, que tiene infinidad de caracter√≠sticas como la neurosis, las frecuentes depresiones, los brotes de envidia que en un alcoh√≥lico es veneno puro, pero no es m√°s que una manifestaci√≥n de la nula sobriedad que el individuo puede alcanzar, es, mi enfermedad cruel, porque toda la vida he hecho da√Īo y me he da√Īado y despu√©s de que dejo de consumir, sigo lesionado, contin√ļo con los patrones de conducta equivocados, con los defectos de car√°cter, los pensamientos sic√≥ticos a todo lo que dan, mi celotipia infernal, sin olvidar mis miedos, frustraciones y traumas, es sin duda, una enfermedad sumamente compleja, con alcohol y drogas, o sin ellas, muchos viven en plena borrachera seca, con sus emociones a flor de piel a pesar de tener a√Īos y a√Īos de abstinencia.

403zzg

¬ŅQu√© es la abstinencia y la sobriedad?

A TRAV√ČS DE TANTOS a√Īos, el cuerpo se acostumbra a recibir su dosis diaria de las dos caguamas o m√°s, se acostumbra al litro de licor, igual, a la intoxicaci√≥n que le doy con el cigarro, por supuesto, acostumbro a mis emociones a sentirse anestesiadas con los anti depresivos, voy creando necesidades de darle a mi cuerpo las sustancias t√≥xicas, ll√°mese THC, que es mariguana, ll√°mese coca√≠na, hero√≠na, morfina, ll√°mese lo que se llame, mi cuerpo pide la droga y cuando entro en un s√≠ndrome de abstinencia, por decir, a un centro de rehabilitaci√≥n, encierro o anexo, a la c√°rcel, o un hospital, mi cuerpo quiere y pide droga, las manifestaciones de la ansiedad, se manifiestan con un fuerte dolor de huesos, incluso, te duele todo, hasta las pesta√Īas, te pega el encierro con dolor de muelas, en mi caso, comenc√© a arrojar sangre y co√°gulos cada vez que iba a obrar.

El síndrome es muy duro, más aun cuando la abstinencia no se trata adecuadamente y la mente del interno, del enfermo es secuestrada por los pensamientos negativos, por la loca de la azotea que manda mensajes psicóticos, patológicos, a todo lo que da, por ello, en este sentido, muchos anexados, salen y se revientan a las primeras de cambio. Muchos padrinos de padrinos, están podridos en envida, solo han tapado la botella.

403zzh

La enfermedad es de por vida

Muchos enfermos que tocan fondos, como son los accidentes viales, que te corran del trabajo, que tu negocio se vaya a la ruina, un divorcio, la violencia doméstica, el auto robo, los fraudes, fondos como quedarse dormido en las lápidas o tirada en la calle, fondos crueles, como la soledad y la frustración, y otros más, solo así, la persona acepta que tiene problemas con su manera de beber y de intoxicarse y se acerca a un grupo de Alcohólicos o Narcóticos Anónimos y comienza a ir a diario, por presión con la esposa y la familia, por recomendación de la empresa donde labora o por indicación de la autoridad, mientras no vaya por su propia voluntad con la mejor disposición de cambiar, las juntas serán aburridas, maratónicas, tediosas, como decía un amigo, que murió de cirrosis hepática porque no se aceptó como enfermo, las críticas, la envidia y todas las características de la enfermedad generarán el abandono del recién llegado y a los pocos días, estará hundido en alcohol y drogas, mas resentido con medio mundo. En mi caso, Alcohólicos Anónimos, salvó mi vida y por supuesto que viví y sufrí la borrachera seca.

403zzi

No he visto a nadie que pueda ganarle a la adicción

MUCHOS MEDIOCRES, confunden la enfermedad con un resfriado, van a sus juntas diarias, aparentando ser lo que no son, se van a comer o a cenar y se dan permito de tomar un par de copas de vino tinto o tequila. Mi problema ‚ÄĒme dicen‚ÄĒ, es la coca√≠na, no el alcohol. Luego el alcohol les gana y regresan a la coca√≠na y a otras drogas, muchos van a grupo a ligar, a tratar de apadrinar a las jovencitas, a las maduritas, otros, al conflicto, se meten constantemente en lo que no les importa y les da por marcar y dirigir la tribuna, logran hacer sentir mal al reci√©n llegado, que poquito le falta y le dan motivos para ausentarse, otros, se sienten los gerentes o due√Īos del grupo, se obsesionan tanto que se les olvida trabajar en ellos, ser honestos, √≠ntegros, mostrar con hechos las mieles de la recuperaci√≥n y es ah√≠, donde se nota la sobriedad, con hechos y no han comprendido la complejidad de la enfermedad que los atrapa con la neurosis, la envidia, la insatisfacci√≥n, las malas relaciones, la p√©sima comunicaci√≥n, celos, miedos, inseguridad, los atrapa la sobriedad espiritual, se sienten que andan levitando, cuando la verdad de las cosas, andan valiendo monjas.

NO HAY JUNTA MALA

¬ŅPor qu√© no te vas a drogar? Un d√≠a as√≠ me dijo mi esposa estando militando diariamente de lunes a domingo en un grupo de Alcoh√≥licos An√≥nimos, en la Iglesia de San Agust√≠n, en Polanco M√©xico. Estabas mejor antes, que ahora que has dejado de drogarte. Yo viv√≠ y he vivido el s√≠ndrome de abstinencia, la borrachera seca, pero me apliqu√© al grupo, soport√© humillaciones, soport√© cuando me dirig√≠an la tribuna, palp√© las envidias y con mi constancia super√© todos esos tragos amargos, a m√≠ me quedaba muy claro, que mi compromiso conmigo mismo, al menos, solo por hoy, era no drogarme, no alcoholizarme, pero me faltaba trabajar mucho mi neurosis, mis defectos de car√°cter, mis patrones de conducta, fumaba un cigarro cada diez minutos, en esa √©poca, aun se permit√≠a fumar en las juntas, ahora, la mayor√≠a de los grupos de AA, no permite que se fume y luego, me hicieron cafetero del grupo, despu√©s me convert√≠ en el cafetero en jefe de los cinco horarios y ese servicio lo mantuve por m√°s de dos a√Īos, me met√≠ al servicio, comenc√© a escribir en Plenitud, la revista de la Central Mexicana de Alcoh√≥licos An√≥nimos, le eche todos los kilos, iba a visitar anexos, hospitales, c√°rceles y poco a poco, sal√≠ de la crisis existencial que te produce la abstinencia y me aboqu√© a la lucha diaria contra m√≠ mismo y sigo en ese encuentro.

403zzj

GRACIAS A LOS ALCOH√ďLICOS AN√ďNIMOS

S√© que el tiempo no es recuperaci√≥n, la recuperaci√≥n son los hechos cuando en verdad te demuestras a ti mismo que has cambiado, aun as√≠, celebro mis primeros 21 a√Īos libre de alcohol y drogas, celebro mis primeros 18 a√Īos sin fumar, me siento muy contento al haber erradicado mi celotipia infernal, esa obsesi√≥n que casi me causa la muerte, abandon√© mis patrones de conducta y he trabajado en mis defectos de car√°cter, hoy, solo por hoy, el cavern√≠cola emocional no explota ni agrede con su lengua y con sus manos a nadie, no me engancho, aunque trato de no hacerlo a veces me gana y como que el neur√≥tico que est√° dentro de m√≠, quiere volver a salir, gracias a mis juntas, a mis servicios, hace a√Īos que no sufro de una depresi√≥n, ni mi estado de √°nimo es de autoestima baja, no uso ning√ļn tipo de estimulante qu√≠mico, no soy f√°rmaco dependiente, he logrado tantos cambios en mi vida, que hoy disfruto mi relaci√≥n de pareja, este a√Īo nos vamos a luna de miel a celebrar 29 a√Īos de casados, disfruto el crecimiento de mis hijos, el sentirme √ļtil y sentirme muy cerca de ellos, me hace verdaderamente feliz. Las mieles del programa de Alcoh√≥licos An√≥nimos las gozo en plenitud.

403zzk

EL PERFIL DE LOS ADICTOS

Un drogadicto, un alcoh√≥lico, como yo, es un enfermo emocional, con una inteligencia diferente, distinta, no superior, pero es especial, noble por las buenas, temerario por las malas, tiene un c√ļmulo de defectos de car√°cter y patrones de conducta como el ser infantil, inseguro, mentiroso, se le da por postergar, es el hombre del ma√Īana, es hipersensible se resiente de todo y de nada, con facilidad claudica, no termina lo que inicia, no tiene el sentido de comprometerse, por supuesto que es ingobernable, rebelde, inestable, insatisfecho, vive en el pasado, es maniaco depresivo con la auto estima baja, se auto destruye y sus pensamientos son sic√≥ticos, negativos y en contra de √©l mismo, su manera de ser, de pensar y de actuar, lo lleva al fracaso en sus relaciones de pareja, todas, son enfermizas, destructivas, no se halla en ning√ļn lado, si lo contratas de mesero, ve con lupa los errores del negocio, quiere hacer grandes cambios, tiene visi√≥n, pero no tiene acci√≥n, es un tipo de palabras, no de hechos, muy bueno para criticar, pero no para hacerse un examen de conciencia, tiene mucha ansiedad, es nervioso, est√° lleno de miedos y recae, simplemente porque nunca se ha levantado y cuando va a grupo o hace uso de la tribuna, da la clase y cuando dejas de hablar de ti, est√°s tan hueco como los mu√©ganos.

EL PUNTO NEGRO EN LA HOJA BLANCA

El síndrome de abstenía tiene muchas características, como el ser negativo, negativo, negativo y no hay cosa más fastidiosa que vivir a lado de una persona que siempre le pone pero a todo, se llena de excusas y pretextos, ven el futuro, piensan por las personas y sus decisiones son equivocadas. Si le dices a un enfermo. Tienes que ir a junta de AA todos los días. El buscará ese punto negro en la hoja blanca.

Por mi casa no hay grupos, ya fui y siempre hablan de lo mismo, yo puedo solo no necesito el grupo, a m√≠ me funciona mi recuperaci√≥n de otra manera, no ir a juntas. Le dices, tienes que bajar tu ansiedad, y le das las claves, le dices, tienes que hacer catarsis, debes de escribir, debes de reparar da√Īos y en fin, hablar con un negado, es como lavarle la cabeza al burro, pierdes el agua, el tiempo y el jab√≥n, con el riesgo a que te de un patad√≥n y esto es de fondos, luego cuando pasa el tiempo te los encuentras en la calle y son propiamente la tristeza arrolladora, ya estuvieron en la c√°rcel, perdieron algunos dientes, los abandon√≥ la esposa, se les cerraron las puertas con su familia y finalmente te dicen. Ahora s√≠, voy a ir a mis juntas de Alcoh√≥licos An√≥nimos.

Vengo a compartir, no ha competir. Vengo por mí, no por ti. Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla 614 256 85 20



More articles by this author

De Adicto a ADICTO ¬ŅEl adicto nace?, o se haceDe Adicto a ADICTO ¬ŅEl adicto nace?, o se hace
  De Adicto a ADICTO Levante la mano, quien conozca a una...
De Adicto a ADICTO Delirios de persecución y algo másDe Adicto a ADICTO Delirios de persecución y algo más
  De Adicto a ADICTO Delirios de persecuci√≥n y algo m√°s Ernesto Salayandia...
¬ŅQui√©n est√° en l√≠nea?
Tenemos 492 invitados conectado(s)
Tenemos visitas de:

224
Banner
273 Suplemento
Banner
398
Banner
400
Banner
399
Banner
397
Banner
396
Banner
395
Banner
394
Banner
393
Banner